603bd9a8e34b4848b834fab6215f471c

Terapia de parejas

Sin dudas las parejas constituyen vínculos altamente complejos.

Me atrae mucho la metáfora que utiliza Sergio Sinay en su libro “Las condiciones del buen amor” (Ed. Del nuevo extremo, 2004): Dos que fundan un amor, son dos que fundan un país nuevo en un territorio virgen. Llegan a ese país desde patrias diferentes, desde culturas distintas, desde historias disímiles, quizá con idiomas desiguales. Pueden fundar ese país sometiendo uno de ellos al otro, para lo cual deberán atravesar una guerra, lamentar las pérdidas y convivir con el resentimiento. O pueden hacer de su país una nueva nación amorosa que se nutre de la diversidad y que, precisamente por eso, puede ser nueva y trascendente“.

Y realmente crear una nueva pareja que funcione, implica vínculos muy complejos, ya que ambos vienen de mundos distintos, con una personalidad  que por su historia personal y familiar es absolutamente diferente a la de la otra persona. Entonces no es de extrañar que surjan conflictos en la convivencia.

Es una intrincada sociedad que a lo largo del tiempo debe enfrentarse con los nuevos desafíos que la vida les presenta. La acumulación de conflictos y frustaciones no resueltos, llevan más temprano o más tarde a una crisis de pareja.

Pero toda crisis bien enfrentada, es una magnífica posibilidad de aprendizaje y cambio. Aquí es donde aparece la necesidad de una terapia.

La psicoterapia le permitirá a la pareja ver desde una nueva perspectiva los problemas acumulados, explorando nuevas y mejores posibilidades en la relación. Les permitirá profundizar y enriquecer el vínculo, mejorando la comunicación, la amistad, la vida sexual. Aprendiendo a dar y a recibir, a elegir y a ceder. A  trabajar sobre objetivos y proyectos comunes, aprendiendo a elaborar los conflictos, aliviando y sanando heridas y a la vez, fomentando el desarrollo individual y vincular.

Aprendiendo que el “ser diferente” del otro no es ni mejor que el mío, sólo diferente. Comprendiendo que el otro (en la mayoría de los casos) no me dice o hace algo sólo para lastimarme , sino que lo hace desde su propia historia y condicionamientos.

Para que esta “nueva nación amorosa” funcione, se necesita de varios requisitos:
– Que en ambos exista el sentimiento y la aceptación de que es una relación entre pares. El otro es  su igual a pesar de las diferencias. En todo caso, éstas se convierten en un incentivo para aprender del otro.
– Poder ser concientes de los condicionamientos sociales que cada uno trae de su historia personal y familiar.
– Que  exista la amistad es  un requisito imprescindible, entendiendo por ello respeto, aceptación, confianza, honestidad, comunicación.  Que se dé una gran intimidad física, emocional, psicológica y espiritual.
– Saber dar y recibir por partes iguales y poder ceder cuando es necesario.
– Atracción   sexual con conciencia, alegría y diálogo.
– Tener objetivos y proyectos comunes flexibles y acordes con cada etapa de la pareja
– Que en la pareja ambos participantes puedan seguir (o comenzar) con su proceso de auto-conocimiento y maduración.
– Diferenciación de cada uno respecto a la familia de origen.
– Replanteo de la relación con la familia extendida y amigos.

Teniendo en cuenta todos estos puntos que estructurarían una buena pareja, los pedidos de asistencia terapéutica surgen generalmente cuando se dan:
– Pautas disfuncionales de comunicación como agresividad, descalificación del otro, asimetrías del poder, celos, ocultamiento, evitación del otro, conflictos sexuales, etc.
– Procesos de duelo ya sea por separación, muerte de seres queridos, pérdidas materiales o de ideales comunes.
– Crisis de cambio debido a procesos desparejos de crecimiento de los integrantes de la pareja, divergencia de proyectos, nacimiento o alejamiento de lo hijos, infidelidad, etc.

Terapia Individual

banner-terapia-individual-ok-

Terapia Familiar

banner-terapia-familiar-ok

El Asistente Interior

banner-tecnica

Visualizaciones

banner-visualizaciones

Eneagramas

banner-eneagramas

Psicodrama

banner-psicodrama